Actividades para conmemorar el Día Mundial del Reciclaje

El pasado domingo 17 de mayo celebramos el Día Mundial del Reciclaje pero que este año fuera domingo no impidió que pudiéramos trabajar en este día con actividades que resultaran un pequeño gesto con esta importante fecha. 

El Día Mundial del reciclaje se celebra con el objetivo de concienciar a la sociedad acerca de la importancia de que todos cuidemos el Medio Ambiente, solo de esta forma evitaremos el cambio climático y contribuiremos a cuidar nuestro planeta. En el Colegio sabemos la importancia que tiene que los alumnos desde edades muy tempranas sepan que tenemos que cuidarlo, desde inculcar la recogida de basura del Bosque del Colegio hasta la utilización de los distintos contenedores que tenemos en las aulas y pasillos. Este año en honor a este día, los alumnos de Infantil lo trabajaron por clases con una actividad hecha a partir de elementos reciclados. 

La manualidad consistía en realizar un coche de carreras a partir de materiales que en principio a simple vista parecen desechables. De esta forma, se divirtieron y aprendieron a que todo puede tener un segundo uso y que con imaginación y ganas, se puede hacer un coche de carreras para jugar y divertirse. 

¿Conocéis la regla de las tres erres? Éstas hacen referencia a estos tres conceptos. En primer lugar a reducir el consumo de productos con embalaje, en segundo, a reutilizar y buscar un segundo uso a miles de artículos en principio queremos deshacernos de ellas. Solo así podremos darles una nueva vida más prolongada. Y en tercero, reciclar todo aquello que pueda reciclarse. Indudablemente conllevará un esfuerzo por nuestra parte pero una vez lo hagamos parte de nuestra rutina, no nos costará hacerlo. 

Reciclar es responsabilidad de todos nosotros y empieza con nuestro compromiso de cuidar el Medio Ambiente. Con pequeños gestos podemos hacer mucho para respetar la naturaleza, no olvidemos que reciclando ayudamos a cuidar nuestros recursos naturales, sin toneladas de basura a nuestro alrededor, con un índice de contaminación más bajo, en definitiva, contribuimos a vivir en un entorno más limpio.